López aboga por impulsar el euskera y su cultura «al margen del uso partidista»

Era la primera vez que Patxi López se reunía en un acto público con representes del mundo del euskera y de la cultura vasca. El líder de los socialistas vascos eligió San Sebastián, la ciudad con mayor concentración urbana de vascoparlantes del mundo, para escenificar este encuentro que la dirección de este partido llevaba preparando desde hacía varios meses.

Doce días después de haberse reunido en Bilbao con los principales empresarios vascos, López acudió al donostiarra Palacio de Miramar para rodearse de escritores, editores, académicos y profesores universitarios y de euskaltegis. Allí dio a conocer las líneas maestras de su política en materia lingüística y cultural, «liberadas de visiones partidistas y sectarias». Apoyado por el aparato y cargos públicos del partido, Patxi López, que dio ejemplo al intervenir en el acto con un euskera muy mejorado, abogó por desarrollar un proyecto euskaldun «democrático y plural que sitúe al euskera y su cultura al margen de la utilización política».

El que será candidato socialista a la Lehendakaritza buscaba, a cinco meses de las elecciones autonómicas, un encuentro cercano con un mundo con el que hasta ahora no había escenificado una sintonía especial. López, que mezcló en su intervención el euskera y el castellano, aseguró que en la reorientación cultural que defiende mantendrá la financiación pública de las actividades culturales realizadas en euskera, «con el compromiso explícito de no reducir su dotación económica y sin menoscabo de la protección a la cultura vasca que se expresa en castellano».
Otro de los pilares del proyecto cultural de López contempla la reforma de EITB «para ofrecer un servicio público de información plural y democrático, con contenidos culturales de calidad». En este punto, sin duda uno de los más significativos del documento, los socialistas defienden la «revisión de formas, contenidos y presupuestos de ETB-1 para convertirlo en instrumento útil y eficaz del desarrollo de una cultura en euskera moderna y plural».

Defendió también un modelo lingüístico basado en el «respeto a la diversidad», que tenga reflejo en el sistema educativo y que «atraiga al mundo del euskera a los no vascoparlantes, sin repelerlos ni forzarlos a un aprendizaje impuesto». En este sentido, López recordó que la enseñanza impositiva del euskera ha cosechado en «demasiadas ocasiones resultados desoladores».

El máximo líder socialista propuso activar una política que active de manera «urgente» la recuperación del prestigio democrático y ciudadano de la cultura en euskera, y denunciando abiertamente «la identificación que el nacionalismo violento busca, provocando así el desapego hacia el euskera de muchos vascos».

La nueva política que plantea López en esta materia defiende un «proyecto común de convivencia democrática donde el euskera encuentre su lugar propio y compartido con el castellano».

En los dos primeros puntos del manifiesto, que fueron leídos por el escritor Felipe Juaristi y la profesora de la UPV Lourdes Auzmendi, se denuncia que «demasiadas veces se ha soportado un clima de usos politizados y abusos políticos de las lenguas». Por este motivo, los socialistas proponen que el acceso al empleo público refleje el carácter plural de la sociedad «sin que la cuestión lingüística influya de modo determinante en las opciones personales de los ciudadanos vascos».
El manifiesto socialista sostiene que para materializar un cambio «efectivo» del modelo cultural es «imprescindible» un cambio en el Gobierno Vasco.

Los socialistas vascos inciden en que la acción pública en materia lingüística debe orientarse hacia un modelo «más libre, que sea respetuoso con la realidad de la ciudadanía vasca y que favorezca la cohesión social». Asimismo, consideran «indispensable» disociar la noción de euskaltzale de los contenidos que «tradicionalmente le han sido adjudicados desde una visión abertzale o nacionalista» porque, según sostienen, «el cultivo y el estudio del euskera no están ligados por naturaleza a una ideología determinada».

En este sentido, el documento socialista considera «urgente y primordial» fomentar una cultura en euskera plenamente «democrática, libre de cualquier atisbo de complacencia o proximidad intelectual con los presupuestos ideológicos de ETA y su entorno».

Como telonero del acto intervino el delegado de Cultura del Ayuntamiento donostiarra, el socialista Ramón Etxezarreta, que tuvo una acerada intervención contra el presidente del PNV, Iñigo Urkullu. Etxezarreta, que realizó un duro discurso plagado de ironía, recordó que el burukide había llamado «tramoyistas» a los socialistas y criticó a los jeltzales, a quienes calificó de «tramposos», por intentar monopolizar el euskera y su cultura. Así, recordó que San Sebastián, con una alcalde socialista -en alusión a Odón Elorza-, es el municipio vasco con el mayor presupuesto destinado al euskera. «Ahora y aquí, no nos van a parar», concluyó.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Demasiado jelkide haciendo la ola a este anti euskera.

izaskun dijo...

Que demontres hacia Ana Toledo,la mujer de Txabarri en esa españolada.

ione dijo...

En estos momentos estamos esperando el abrazo de Patxi López con los obispos vascos... y se habrá cerrado el círculo... empresarios, intelectuales e iglesia. Según dicen los malévolos, ese encuentro le confirmaría la mayoría. Por cierto Ziarreta, el chico soso de EA ¿va a ser candidato a lehendakari?

Anónimo dijo...

Que yo sepa, Ana Toledo es de Euskaltzaindia y como tal si se les invita a un acto acuden, tal y como hacen, cada vez que les invita el gobierno, o las dipus!! tampoco es tan difícil de entender Izaskun!!

Lo que si que echo de menos es que sea nuestro Lehendakari el que haga acto con empresarios, con euskaltzales, deportistas, etc, para que también esta gente que ha ido al acto de Patxi, pueda acompañar al Lehendakari, pero como digo, para eso, tiene que haber actos, y tienen que ser invitados!! e invitadas!!

Anónimo dijo...

Ala, ala, al último anónimo, no me vengas con historias. Menos fotos "jocosas" del Alderdi Eguna, y más crítica a los socialistas...que no veo que en este blog se os hinche mucho la vena con paripés impresentables como éste. Por cierto, por qué no colgais eso de que puede que el próximo director de EITB sea un socialista? Tengo mucho interés en ver qué opinais...